Home

Diario YA


 

miembro del consejo asesor de diarioya.es

Alberto Miguel Arruti: "Cuando Gallardón quiere dárselas de izquierdista, cambia a un concejal de cultura, no de economía"

Redacción Madrid. 15 de Septiembre.

Alberto Miguel Arruti es, sobre todo, dos cosas: un hombre bueno y un hombre sabio. Físico de profesión y de vocación, se hizo después periodista en un París convulso y, a su vuelta, llegó a ser Director de los Servicios Informativos de TVE. Profesor emérito de la Universidad San Pablo CEU, donde los alumnos aún disfrutan de sus apasionantes clases, nos honra con su presencia en el Consejo Asesor de DiarioYa.es, y nos concede una entrevista para hablar de todo un poco…, pero especialmente, de medios de comunicación y de política.
 
¿Cuál es su visión del panorama actual de los medios de comunicación en España?
 
Yo diría que los medios de comunicación hoy en día, tanto en España, como en el resto del mundo, están en un momento dificilísimo. En primer lugar, surgió la prensa gratuita, esto ya supuso una “patada” a la prensa nacional, y después con el surgimiento de Internet, ha supuesto una “patada” total. La prensa está tan en España como en el resto del mundo, en un momento dificilísimo. Claro, los periódicos tienen que competir entre ellos, y además de tener ediciones en internet, tienen que competir a su vez con periódicos exclusivamente digitales. La situación es complicada y lo único que lo sostiene es la publicidad. A su vez, la publicidad está dejando los medios escritos y se está fijando más en las ediciones digitales. Internet va a producir una revolución completa, ya que se va a ver televisión, podremos ver partidos de fútbol, escuchar conciertos, etc. Todo va a tener que cambiar en función de internet, es un cambio comparable al invento de la imprenta. Antes un libro había que hacerlo a mano, y era terrible, pero el invento de la imprenta cambió el mundo, al igual que lo está haciendo ahora internet. ¿Cómo serán los periódicos del futuro? Yo soy de los que creen que se cerrarán periódicos en prensa escrita. Sólo hay que atender al dato de que muchos periódicos tiran menos ejemplares entre semana, y mucha gente sólo compra ya el periódico el fin de semana, al igual que antiguamente las revistas. Muchas personas compraban revistas un sábado o domingo y ahora está pasando lo mismo con la prensa escrita, sólo se compran en esos días. El resto de la semana esa personas no compran ningún periódico, y el fin de semana, entre la televisión, escuchar un poco la radio e internet, no necesitan el papel para nada.
 
¿Entonces podríamos decir que el futuro del periodismo está claramente en internet?
 
Si, el futuro está en internet. Ahora, ¿subsistirán periódicos en papel o cerrarán todos?, pues yo creo que alguno pervivirá pero tendrán que redactarse y pensarse en función de internet, eso sí. Y tendrán que tener una edición en internet, si no la tienen, por muy buenos que sean o hayan sido sobre papel.
 
¿Cómo calificaría la evolución que ha tenido el periodista español, cómo era y cómo es ahora, quizá tiene ahora más formación, es un profesional más completo?
 
Ahora tiene más formación, sin duda. Ahora existen facultades de periodismo, aunque antiguamente existía la Escuela de Periodismo, pero ahora el periodista sale académicamente más formado. Aunque yo de todas maneras no lo considero imprescindible, entiendo que ahora la formación es mucho mayor la del periodista actual que la del de antes, eso no se puede negar. Ya llevamos muchos años así, antiguamente existía una Escuela Oficial de Periodismo en el franquismo, y en esa misma época comenzó su andadura la Facultad de Ciencias de la Información en la Universidad Complutense. En cuanto a las leyes que había en aquella época, pues teníamos la ley propuesta por Fraga de Libertad de Prensa, que surgió el día de San José de 1966, que dio un giro radical a la situación que tenía la prensa en aquellos tiempos. En esos años cualquier persona que escribía en un periódico podía ser director, no había reglas establecidas en ese aspecto. Se llevaban los escritos al Ministerio para que los aprobara y si daban su consentimiento previa inspección, lo dejaban pasar. En ese sentido, todo el mundo podía ser director, no se tenía ninguna responsabilidad. Después de la ley de Libertad de Prensa, todo el panorama cambió y en un primer momento el director de periódico censuraba más que el censor. El censor, al fin y al cabo, era un funcionario, pero el director se andaba con cuidado porque podía perder su trabajo, y no se fiaba mucho de la presunta libertad de prensa. Hasta que se fueron acostumbrando pasó tiempo, ya que verdaderamente tenían miedo a perder su puesto de trabajo. Ahora con nuestro sistema democrático ya no existe ese miedo, pero tampoco existe una libertad total. Ahora existen muchas presiones de grupos políticos y de grupos económicos.
 
¿Qué opinión le merece la atención que dedican los medios audiovisuales a los espacios de tertulia política, no cree que sería necesaria una especialización en otros temas?
 
Hombre, eso es verdad, pero…, yo ahora preguntaría: ¿y qué otros temas?, ¿el tema deportivo? Si hiciéramos una tertulia sobre temas deportivos, la gente lo vería, pero lo demás…Bueno, entiendo por político lo “político-económico”. Pero si quitamos lo deportivo, y lo político-económico, ¿qué queda? ¿Una tertulia sobre temas culturales? Eso yo no creo que se sostuviera. Bueno, sobre temas científicos, por supuesto que no…Además, ¿quiénes hacen esa tertulia?, porque no es fácil encontrar…Pero, a parte de que encuentres a las personas adecuadas, a la gente eso le trae completamente sin cuidado. A la gente le puede interesar alguna cosa de la ciencia, el otro día salía el tema del LHC que está entrando en funcionamiento ahora en Ginebra, el Bosón de Gibbs, si existe o no…, es lo que en Física se llama “una partícula de existencia ficticia”, pero claro, ahora la gracia está en decir: “Ahí está el Bosón de Gibbs”, eso todavía nadie lo ha conseguido.
 
¿El hecho de que se haga tanto periodismo político quiere decir que España está muy politizada, se habla demasiado de política en España?
 
Hombre, yo creo que se habla demasiado de política, pero también creo que una tertulia en cualquier país evoluciona hacía lo político y lo económico, o quizá lo deportivo. Es que eso es inexorable, no encuentro otro tema que pueda mantener el interés de la gente.
 
Quizá la manera como están cambiando las sociedades pueda dar lugar a un tipo de periodismo especializado también…, por ejemplo, el fenómeno de la inmigración…
 
Sí, ya hay periódicos para los ecuatorianos y los peruanos…Sí, yo creo que un periodismo especializado está llamado a tener cierto éxito. Pero claro, ese periódico nunca puede tener la transcendencia que puede tener el ABC, el País o El Mundo, porque claro éstos van a todo el mundo, y aquellos van a una parte muy pequeña y a veces con pocos medios económicos para comprar un periódico. De manera que es un periodismo limitado.
 
Usted tuvo un cargo muy importante en TVE. Nos gustaría que nos contase cómo era aquella televisión pública y cómo la ve ahora.
 
En aquella TVE éramos “todopoderosos” (risas), porque no había otra, así es que la importancia que teníamos era absoluta. Y no había problemas económicos: el que quería anunciarse, lo tenía que hacer con nosotros. Las posibilidades eran totales. Ahora es cuando las cosas se han puesto difíciles, con las televisiones autonómicas, locales…, ahora las cosas están duras. También en relación a la censura en el franquismo se ha exagerado mucho. Hombre, había cosas en las que el Gobierno se metía, pero no en que se dijese esto o lo otro, sino simplemente: “De esto no se habla”. Y se acabó. Era una censura digamos que “primitiva”. De un tema que al gobierno no le gustaba, no se hablaba, pero no nos decían “hay que hablar de esto o de aquello”. Y hoy también hay presiones en los medios: ahora tampoco se puede uno meter con la línea ideológica de un periódico, ni con su dueño. Eso para ahora igual que pasaba antes.
 
Y la TVE de hoy, ¿la encuentra muy manipulada o no?
 
Pues no más manipulada que otras televisiones privadas que hay por ahí…(risas) Hombre, la estatal está manipulada, pero no me parece que en un grado excesivo. Los informativos me parecen bastante serios, y además con más medios económicos que otras cadenas.
 
¿Le parece que la TV socialista está más manipulada que la de TV, o igual?
 
Yo creo que sí, que los socialistas manipulan más. Pero esto puede interpretarse de otra manera: que los socialistas dan más importancia a la cultura y a la comunicación. La derecha española da más importancia al dinero…, aunque claro, los medios de comunicación están gobernados por el dinero, sin duda. Por ejemplo, el caso de Ruiz Gallardón. Cuando Gallardón quiere dárselas de izquierdista, cambia a un concejal de cultura, no de economía. Esto demuestra que en el fondo da poca importancia a la cultura. En general, un partido de derechas en España, y también en Francia, es un partido de funcionarios. Por ejemplo, en el PP: Rajoy es un alto funcionario, Aznar también lo fue, Fraga es tres veces alto funcionario…, con alguna excepción, como Rato.
 
¿Le parece que el PP es un partido que, en cierta medida, está un poco “despistado” en relación a sus objetivos?
 
Yo, en este momento, veo al PP bastante despistado. Claro, es que el PP, como el PSOE, son enormes partidos, que abarcan una zona enorme del espectro español. Y claro, ¿qué es el PP? El PP son los conservadores, que están ahí, porque no van a estar en el socialismo; los demócrata-cristianos, esos tienen que estar ahí, no van a estar en el socialismo; los liberales…, que son muy pocos, por cierto…, pues también tienen que estar ahí. Y luego queda un residuo de falangismo, que también está ahí. Claro, aglutinar todo eso no es fácil. Últimamente, mi impresión es que ese residuo del falangismo se le ha ido al PP, han votado “a la Rosa” (Rosa Díez). Es decir, “la Rosa” ha quitado votos al socialismo y al PP, pero en mi opinión ha quitado más votos al PP. Y toda esa rama que pudiéramos llamar falangista ha votado a “la Rosa”, amigos míos que sé que son de tendencia falangista, han votado todos a la Rosa.
 
Para terminar, ¿qué función cree que puede tener el DiarioYa.es, que es de clara inspiración católica, en la España de hoy?
 
Hombre, la Iglesia está en un momento difícil en España. Se están aprobando leyes, y todos estamos seguros de que se van a aprobar leyes anticristianas. El aborto, que ya es casi libre, va a hacerse libre. Lo mismo ocurrirá con la eutanasia. Es decir, que la Iglesia está en un momento difícil. En ese momento, este periódico puede ser como fue el antiguo YA. El YA lo fundó Ángel Herrera Oria, que entonces no era sacerdote, era abogado del Estado, también fundó El Debate, y el YA tuvo una gran importancia en este país. Y el “Ya Digital” pues también puede tener una importancia grande.
 

 

Etiquetas:arrutientrevistaMedios de comunicación